Personal de SOSEP, con el apoyo de la Asociación Corazones en Movimiento, realizó una Jornada de Fisioterapia Física en el municipio de Morazán, El Progreso, atendiendo a 32 personas con capacidades especiales que viven en pobreza y extrema pobreza.

Con la jornada se pretende ayudar en la economía familiar de las personas con capacidades diferentes, brindándoles una atención especializada de acuerdo a sus necesidades, además de un plan educacional para los familiares de los pacientes, para que en sus casas puedan seguir los ejercicios de fisioterapia

Compartir
Artículo anteriorJornada Médica en San Lucas

Dejar respuesta